Santiago Mayorga

Santiago Mayorga
Recordado por sus docentes como un estudiante ejemplar no solo por su desempeño académico sino por sus valores, su buen trato con todas las personas que lo acompañaron en su crecimiento como persona. Te invitamos a leer la entrevista de nuestro egresado, desliza la pantalla.

¿Qué te motivó a permanecer en el colegio?

La gente y mis compañeros hicieron que permaneciera en el colegio toda la vida estudiantil. Cabe resaltar que el personal humano del colegio también hizo que me quedara hasta graduarme.

¿Qué te gustaba de estudiar en el campestre?

Yo siempre fui muy deportista, entonces, todo lo que tenía que ver con el deporte me atraía mucho, me gustaba mucho los intercolegiados. También recuerdo las convivencias que se realizaban en el colegio, las cuales me permitieron estar en otro espacio con mis compañeros y fue algo muy valioso para mí.

Me gustaba participar en todos estos espacios, creo que sentirme parte del colegio era una de las cosas que más me gustaba cuando estudiaba. 

¿Cuál consideras tú que es el sello característico que tiene el CNC?

Realmente, para mí, la calidad humana del campestre es inigualable, más allá de lo académico o lo institucional, es la calidad de sus trabajadores.

¿Qué es lo que más valoras de tu paso por el campestre?

Yo guardo muy buenos recuerdos del colegio, pasé trece años de mi vida allí, lo que más valoro son las relaciones, los valores aprendidos y las amistades que formé. Fueron experiencias que enriquecieron mi vida, realmente todo esto me formó como una buena persona, un ser respetuoso y pienso yo, que con don de buena gente, el cual me ha facilitado convivir con mi entorno de una manera sana y feliz.

Sabemos que te dedicas al arte de la actuación y además, que haz participado en algunas producciones nacionales, lo que ha hecho que poco a poco seas más nombrado en el medio: ¿De qué manera influyó la formación que te brindó el campestre en tu vida profesional?

Yo siempre fui muy responsable y me acuerdo que en mi época se realizaba una dinámica que se llamaba medición académica y era un incentivo para que los estudiantes se motivaran a mejorar académicamente. Me acuerdo que daban conmemoraciones a los mejores estudiantes y cursos.

Esto influyó a mi disciplina y responsabilidad; y cuando salí del colegio eso se viera reflejado en la actuación, porque no es una carrera profesional que privilegie al que termine más rápido los estudios, sino a quien más resista; y en esa resistencia hay que tener mucha disciplina y constancia. Así que siento que eso fue lo que me dejó el colegio.

También considero que en el desarrollo de mi personalidad y mis aptitudes, el CNC influyó a que me caracterizará por ser una persona muy comunicativa e hizo que en la actuación se me diera esa facilidad para hablar, expresarme, desenvolverse ante el público, darme a entender y sobre todo cautivar otras personas con mi oratoria.

¿Qué te motivó a ser actor?

Yo siempre he tenido como un doble gusto, es decir, por un lado, lo que tiene que ver con la parte creativa, cultural y lo deportivo. Y por el otro, la parte administrativa, digamos que la parte aplicada.

Primero estudié actuación porque me parecía muy interesante el poder enfrentarme a un público, que las personas se lleven un aprendizaje a raíz de mi discurso; transformar a partir de mi trabajo, porque más allá del aplauso o del entretenimiento, cualquier actor desde un escenario, en televisión o en cine puede cambiar perspectivas. Después de terminar actuación y seguir ejerciendo, afortunadamente empecé a estudiar administración de empresas. Lo bueno de todo esto es que, no dejé de actuar mientras estudiaba porque no quise dejar pasar la oportunidad de estudiar algo diferente a mi pasión, que es la actuación.

 

¿Cuáles son tus expectativas con respecto a tu futuro en el ámbito laboral?

Quiero demostrar que dentro de lo actoral y artístico es fundamental tener una conciencia financiera y administrativa. Así que, el proyecto que quiero realizar a largo plazo es un portafolio de capacitaciones para actores profesionales, en las que por medio de ejemplos y acciones muy claras se les pueda mostrar un camino para ahorrar e invertir.

Además, pretendo crear mi propia empresa en un futuro, que tenga como fin el apoyo actoral en el país. Y por supuesto, crecer aún más como actor, porque quiero ser un referente actoral no solo en Colombia sino también en Latinoamérica.